Cristina Kirchner tendrá en el Senado un bloque de 42 legisladores

El peronismo unificado en el Congreso no solo tendrá mayoría en Diputados, con la ayuda de aliados, sino también en el Senado. La vicepresidenta electa Cristina Kirchner encabezó el miércoles por la tarde una reunión en la Cámara alta con los legisladores del espacio, entre los que estuvieron los también expresidentes Adolfo Rodríguez Saá, que acaba de sellar su llegada al espacio, y Carlos Menem, por lo que el bloque tendrá 42 integrantes en total. Así no solo tendrán la bancada más numerosa sino que se garantizarán 5 senadores más del quorum propio.

El exgobernador de San Luis cerró su incorporación al bloque del Frente de Todos después de una fugaz alianza con el macrismo. De esta manera el peronismo tendrá cinco senadores más de los necesarios para habilitar los debates en la Cámara alta, con la incorporación de representantes de otros partidos como el Frente Renovador de la Concordia de Misiones y el Frente Cívico de Santiago del Estero.

Así, además, quedaron a seis miembros de conseguir los dos tercios. Justamente el hecho de contar con 48 integrantes es la llave que permite avanzar con decisiones trascendentales como la aprobación del pliego del procurador General de la Nación (Jefe de los fiscales) o el nombramiento de un juez en la Corte Suprema de Justicia.

El encuentro entre Cristina y los senadores de la bancada se hizo en las oficinas del formoseño José Mayans, que preside la bancada, y duró 45 minutos. La vicepresidenta electa les pidió “mantener la unidad” y “no cometer los errores del pasado que dividieron al peronismo”, que llevaron al partido a la derrota en las elecciones en 2015 en Nación y provincia de Buenos Aires.

Fue una presentación formal, según relataron algunos de los senadores que participaron de la reunión, en la que que se valoró la unidad y no se habló de la agenda parlamentaria del próximo gobierno ni tampoco de las comisiones que deberán constituirse en los próximos días.

El cordobés Carlos Caserio, que fue jefe de bloque del peronismo previo a la unificación, calificó a la reunión como “muy buena” y dijo que Cristina los animó a que el bloque “resuelva por sí mismo”. El senador había protagonizado una fuerte polémica dentro del espacio, ya que era jefe de bancada previo a la unificación y había advertido que habría dos bloques, una que respondería a Cristina y otra al presidente electo Alberto Fernández.

Los únicos que faltaron a la reunión fueron el tucumano José Alperovich, con licencia tras haber sido denunciado por violación por su sobrina, e imputado por esta causa, y la misionera Magdalena Solari, que sufrió un accidente doméstico y no está en Buenos Aires.

Comentarios